El presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, sostuvo hoy que la participación de la Argentina en la cumbre del G7 tiene que verse "como un reconocimiento y una enorme oportunidad a futuro".

Massa forma parte de la acotada comitiva que acompaña al presidente Fernández en el G7, foro que nuclea a los jefes de Estado y Gobierno de las economías más poderosas del mundo.


Massa

Fuente: Telam

Asimismo, el legislador remarcó la importancia de plantear "la discusión de la seguridad alimentaria" y definir "el papel de América en materia de producción de proteínas a nivel global", en el marco de la transición energética.

"Esto por ahí no forma parte de la agenda cotidiana de Argentina, pero le da a nuestro país una enorme posibilidad de crecimiento y desarrollo para los próximos 15 o 20 años porque es uno de los grandes jugadores en producción de proteínas, de energías tradicionales y nuevas energías, de minerales críticos y del otro gran vector de crecimiento económico del mundo que es el capital humano", subrayó.

En tanto, recordó que esta cumbre convocada por el canciller de Alemania, Olaf Schol, "nació de las reuniones de Alberto Fernández" durante la última gira que tuvo por España, Francia y Alemania.

"Ayer tuvimos la bilateral con el primer ministro de India apenas llegamos para discutir el rol del hemisferio sur en materia de seguridad alimentaria, la relación comercial Argentina-India y la posibilidad de integrar y de encontrar sinergia en la industria farmacéutica", detalló Massa.

Además, destacó que Fernández llevará adelante una bilateral con el primer ministro de Italia, Mario Draghi, y con el mandatario británico, Boris Johnson, con quien "existe un tema pendiente que obstruye cualquier relación que podamos consolidar por la soberanía de las islas Malvinas".

"El reclamo sobre las Islas Malvinas es absolutamente irrenunciable", apuntó Massa.

Para Massa, "para que Argentina termine de transformarse en un jugador global importante necesitamos entender que hay una agenda de inserción y desarrollo económico a nivel global que no tiene que ser parte del debate chiquitito, sino que favorece a todos los argentinos sean de la fuerza política que sean".

"Alberto Fernández lo plantea con una mirada generosa sin importar quién gobierne en los próximos años, sino pensando en el lugar de nuestro país de los próximos años", completó.